28 enero 2009

¡Detente, bala!



Santa Margarita María Alacoque -1647-1690 - en uno de sus trances religiosos, se vio tan reconfortada por el Corazón de Jesús, que decidió llevar prendida en sus ropas una efigie de la Imagen Sagrada. Tiempo después, parece que la distribución de otras muchas de estas imágenes, durante una epidemia, tuvieron la virtud de detener la enfermedad. Y ahí empezó la devoción por el Sagrado Corazón y la historia del famoso "Detente, bala" que, según creo, en España se empezó a llevar por los soldados requetés durante la Tercera Guerra Carlista.
Las mujeres bordaban para sus hijos, maridos o novios estos pequeños emblemas, que tendrían el poder de detener cualquier bala destinada al cuerpo de sus seres queridos. Este es de la época a que me refiero.
Unos cuantos relatos de soldados que lograron esquivar a la muerte, de esa forma casi milagrosa en que, a veces, suceden las cosas, le dieron tanto prestigio al emblema, que viajó con los militares españoles por todas las guerras que vinieron después en la Península y también en aquellas por las que perdimos nuestras últimas posesiones en ultramar.
La familia de mi padre, que era republicana y nada proclive a la religión, no dudó en darle uno cuando fue reclutado y me contaba que muchos compañeros de armas los llevaban, al igual que los franquistas. En eso, fervientes católicos o no, todos se parecían, aunque los lemas y los colores que se añadieron a los emblemas, variaron según se militara en éste o en aquel bando. Y es que el miedo no reconoce ideologías y cualquier cosa que parezca tener algún poder para salvarnos, es bienvenida y venerada. Encontraréis bastante información en la Red, si os apetece profundizar en el tema.
El caso es que la exclamación "¡Detente, bala...!", ha quedado como una suerte de exorcismo para intentar apartar de nuestra vida aquello que, sabemos, va a causarnos un efecto terrible. Deseamos que esa "bala" dirigida a nuestros sentimientos se detenga o se desvíe; que no nos toque, que no nos haga llorar.
Creo que ahora mismo muchos se apuntarían a una prenda parecida que dijera ¡Detente, crisis...!
O algún otro lema de similar contenido. Y eso aunque fuera sumamente incierta su efectividad.
Lo que sí he observado es que muchos políticos utilizan ese Detente, para desviar las preguntas-bala que los indignados ciudadanos les dirigen. O será que tienen un emblema especial que les deja igual de vivos y embusteros, por muchos proyectiles que den en el blanco.
Ea, que ya me estoy enfadando. Lo dejo aquí.
¡Hasta mañana...!

25 comentarios:

iruna dijo...

qué maravilla, trenzas :)

mucho más tierno y expuesto que los chalecos antibalas.

nunca he leído "trances religiosos"... deben ser más entretenidos y apasionantes que los "trances políticos".

un abrazo, muchacha

Víctor dijo...

Me ha resultado muy instructiva esta entrada... había oído alguna vez lo de "Detente bala", pero para mi era un concepto confuso... de hecho no estaba seguro de que fuera algo que se dijera en serio, sino más bien una especie de chiste.

No me extraña nada que una persona que no sea religiosa quiera llevar sin embargo este tipo de amuleto, no tienes nada que perder y en cambio sí mucho que ganar... nunca sabes, con los dioses podría pasar como con las meigas...

Luciernaga dijo...

Yo estudié en los Corazonistas pero la verdad es que no conocía la historia del detente bala. También es muy curioso como algo en principio religioso acaba convirtiéndose en algo cultural más allá de credos y religiones.

§ 555 § eL lOcO

Trenzas dijo...

Iruna; Sí, es una pequeña maravilla de esas que nos gustan :)
Pensar que algo tan frágil pueda resultar efectivo, ya es en sí mismo, admirable y es, sobre todo, una esperanza; un deseo.
Más bonitos que los chalecos antibalas, sí que son, sí :)
Casi cualquier trance ha de ser mejor y más satisfactorio que aquellos por los que nos hacen pasar los políticos.
Moltes abraçades per a tu i els esquimals, Iruneta.

------------------------

Víctor: Muchas veces hay una preciosa historia detrás de las frases hechas, esas que decimos de forma rutinaria y a las que no prestamos ninguna atención.
El emblema del Detente, pasó a España desde Francia y lo haría por el Pirineo vasco francés, o llegaría a Navarra de manos de alguna Orden religiosa. Digo ésto porque fueron los requetés, navarros, quienes primero lo usaron con esa finalidad.
Hay otra divertida historia acerca de la palabra "requeté" que quizás cuente otro día :)
Y sí. Haberlas, hailas, y por si acaso...
Un abrazo, Víctor.

Trenzas dijo...

Luciérnaga: Yo fui a los Sagrados Corazones de Jesús y María, ahí en Madrid y tampoco tenía ni idea, aunque en nuestras clases había una imagen del Sagrado Corazón con el lema tan conocido: "Sagrado Corazón de Jesús, en Vos confío".
Aún veo de vez en cuando algunas puertas de casas antiguas donde figura la imagen con ese lema. Sta. Margarita pertenecía a la orden de la Visitación (Hnas. Salesas)
Lo que parecía convencer a muchos no especialmente religiosos, era que el emblema era sólo eso, y no necesitaba, como en el caso de los Escapularios, ser bendecido por ningún cura para otorgar su protección a quien lo llevara. Supongo que esa circunstancia influiría en muchas personas que no deseaban pasar por la iglesia para pedir nada. Era algo entre la persona y Dios; algo íntimo y personal.
Abrazos, amigo.

Montse dijo...

Trenzas, no tengo tiempo para leer ahora, volveré más tarde a ello. Ara només vinc a dir-te que t'he deixat un meme al meu blog. Un petonet, reina mora.

Isabel Romana dijo...

Desconocía por completo esta historia del "detente, bala..." A mí, para rechazar algo, me gusta usar la de "vade retro, satanás". Ya ves, ambas van de la misma cosa. Besitos, guapa.

Trenzas dijo...

Montse: Vale; si habemus meme, tendrá que esperar un poco, porque justo acabo de escribir este post y yo no escribo tanto como tú :D
Mientras, miraré a ver que 7 cosas habéis escrito los demás para no repetirme mucho.
Petonets per a tu també.

Trenzas dijo...

Isabel Romana: Viene a ser lo mismo, pero en jerga militar :D
Y probablemente surtan el mismo efecto, porque los males nos alcanzan, si es que han de alcanzarnos.
No obstante, hay que reconocer que consuela tener un objeto o una frase exactos para repelerlos.
Y luego, ya se verá.
:)
Un abrazo, mujer romana.

Arcángel Mirón dijo...

Me encantó.

Llega un momento en que no importa si pertenecés a alguna religión: todo consuelo es bienvenido.

:)

El extraño desconocido dijo...

Mi madre siempre dice: nunca te acostarás sin aprender una cosa más. Bueno, pues buenas noches.

Muy interesante tu entrada, trencitas. Me encanta descubrir cosas gracias a los blogs que de otra manera nunca descubriría.

Besos y abrazos.

Trenzas dijo...

Arcangel Miron: :)
Estas pequeñas cosas son muy especiales cuando se piensa en las personas que depositaban su esperanza en ellas. Quizá no sean muy útiles pero eso no les quita el encanto.
Apapachos, escritora.

--------------------

El Extraño (pero menos) Desconocido:
Tu madre tiene mucha razon; confirmado por todas las abuelas y madres que he tenido :)
También aprendo mucho en los blogs; es uno de sus mayores alicientes. Hoy contigo, por poco aprendo a ser "guay"
:)
Abrazos, genio.

Melchor Mombo dijo...

Desconocía esta historia concreta, aunque los muchachos de la base usen distintos tipos de amuletos para que velen sobre sus vuelos.
Me gusta conocer este tipo de anécdotas que pueden dar pie a futuras aventuras.
Gracias por el post Trenzas.

yole dijo...

¡Ah, si se pudieran detener los males!

Besos de tu peluquero.

Noria dijo...

Tampoco yo conocía esta historia. No sé si alguna combinación de palabras tendrá efectos sobrenaturales, pero sí es cierta la infinita capacidad de la fe humana...

besos!

Neverknowsbest dijo...

Jejejeje, qué curioso... Pues mira que yo nunca le había dado a eso del sagrado corazón. ¿Sería bueno empezar ahora, dada la situación?

Me ha gustado tu referencia a los políticos. A ellos lo que les hace falta es otra cosita, pero bueno, mejor paro que yo también me enfado.

Un besazo.

Neverknowsbest dijo...

Por cierto, estuve navegando por tus páginas y me encontré una sobre el mapa de fantasía y esas cosas, y en uno de los enlaces ponía "Dibujantes de hadas" o algo así...

Googlea a una tal Rebecca Guay... Es muy buena haciendo de eso, quizás te guste.

YO dijo...

No te digo que cada que entro aqui aprendo algo mi queria TRenzas...pues de ahora en adelante aplicare el "dentete bala" con fe y entusiasmo como lo hacian las madres a sus hijos y esposos que mencionas en tu post.
Muy interesante!!!
un beso!

Imagine Photographers dijo...

algo recuerdo de eso, tuve la desgracia de pasar mi vida escolar entre curas y frailes y no habia dia que de 9 a 10 de la mañana no me vendieran un milagro o algo parecido gracias a la fe, amuletos y cosas de esas.
Creo que a los póliticos sean del color y casta que sean no les hace falta ni escapularios ni cosas de esas, para muestra la pregunta en la última entrevista a Zapatero sobre la fabricación y venta de armas el proyectil le arrugo el ocico pero ellos siguen tan frescos blablabla...
mols petons amiga meva
Franki

cieloazzul dijo...

aDEMÁS DE LO INTERESANTE DEL EMBLEMA, A MI ME ENGANCHA LEERTE!!!
Es como charlar con una amiga de siempre:)
besosss trenzas!

BETTINA PERRONI dijo...

Que interesante relato Trenzitas... me dan ganas de salir a buscar una de esas imágenes y colgármela a ver si me libera de unos cuantos disparos.

Digo, si a los políticos les ha funcionado, a mi porqué no? jejeje

Trenzas dijo...

Melchor Mombo: Y sin duda es más higiénica que una pata de conejo en el bolsillo de la cazadora :)
Me alegraría contribuir en algo a introducir nuevos elementos en vuestras aventuras con los Dakotas y los africanos.
Abrazos fuertes, piloto.

-------------------

Yole: Paliar, quizás; depende de la fe que se tenga. Evitar lo inevitable, ya lo dudo...
Pero yo te regalo un Detente y deseo de todo corazón que te sirva de ayuda.
Y las docenas de besos necesarias, querido peluquero.

Trenzas dijo...

Noria: Las palabras mágicas que alejan nuestros males son las que nos proporcionan las personas que nos aman, y a quienes amamos, en los momentos justos.
Y de eso se trataba en estos Detentes, porque quien los ofrecía, amaba realmente a quien se lo daba. Y el amor es un poderoso talismán :)
Un beso enorme, poeta.

------------------

Neverknowsbest: Siempre es bueno empezar con cualquier cosa que te proporcione confianza :)
A los políticos, sí, lo que necesitan son otras "cositas" no tan agradables :DD
Muchas gracias por la referencia a Rebecca Guay. Aún no me ha dado tiempo pero prometo buscarla. Gracias por visitar una de mis otras manías. Las páginas son muy grandes y tienes tela para rato si pretendes ver todo en lo me meto :)
Dos abrazos o cuatro o seis :)

Trenzas dijo...

Yo: Hola, preciosa; Úsalo para detener esas balas que a veces cuentas en tus posts. Esos disparos a traición que nunca esperas de algunas personas :(
Y una vez detenido el proyectil, olvídalo o hazte una bonita pulsera con él :)
Un abrazo muy, muy grande, querida Sidy.

-----------------

Imagine Franki: Como ya dije hace un ratito, yo también estudié con las monjas, pero nunca se habló de este milagro en concreto, auqnue se hablaba tanto de Santos y de palmas del martirio, que creo que todas las niñas acabamos queriendo morir comidas por los leones para merecer, al menos una palma bien bonita :)
El señor ZP, resulta teenr un excelente talante para disimular lo indisimulable y bien podría haberse ahorrado la tonta expicación sobre las bombas de racimo y etcétera. Eso; políticos....
Moltes abraçades i petons, amic meu

Trenzas dijo...

Cieloazzul: Es que esto es ya toda una vida blogera, querida Cielito
:)
Te lo he dicho ya uans cuantas veces, pero insisto por si no lo has llegado a leer: Tu blog me muestra una pantalla que me cierra el explorer cuando intento comentarte. No siempre, pero muchas veces y no sé a que puede ser debido. Me ha pasado con otros, y luego el problema se soluciona ¿por qué pasa? :(
Un abrazo enorme, querido Cielitoazzul.

----------------

Bettina Perroni: Pues es posible que haya en México, llevado por algún antepasado español :)
Nada me gustaría más que un emblema como éste o parecido, te librara de todo mal, aunque las balas sean de letras escritas o pronunciadas.
A los políticos lo que les funciona es la caradura :)
Un abrazo enorme y muchos ánimos, preciosa.