25 noviembre 2006

Emergiendo, pero poco

¿Sabéis eso que dicen que cuando vas a morirte toda tu vida pasa ante tus ojos? Bueno, pues es verdad.
Estos días, entre fiebres, toses y tisanas, he podido comprobarlo. Vi, perfectamente, aquel día en que me pinché con un clavo en unas caballerizas y me pusieron la vacuna antitetánica; me hizo una reacción malísima y pasé diez días, diez, a base de acelgas sin sal. Y vi el febrón que me dio por la noche del día de mi primera comunión, que yo creí que era porque estaba en pecado mortal (fui a beber agua antes de comulgar) pero resultaron ser unas anginas de campeonato.
Y recordé, con dolores y todo, aquella vez que se me cortó la digestión y estábamos en un camping a treinta kilómetros del médico más cercano que, encima, no estaba cuando llegamos y hubo que hacer otros nosecuantos kilómetros. Y otras cosas igual de malas que no os cuento porque no quiero fastidiaros el día.
También he visto algunas cosas buenas; como cuando fui a recoger mis primeros Reyes. Fue en un pueblo y allí organizaban una entrega multitudinaria en el Casino. Los Reyes Magos se subían a un estrado preparado a tal efecto y SS.MM. iban nombrando a los niños para quienes habían traído alguna cosilla. Y mi nombre no salía nunca y cuando ya estaba segura que se habían olvidado de mí, oigo ¡¡Trenzas...!! y creí que no llegaba hasta el escenario porque las piernas me temblaban tanto que no me sujetaban. Mi padre tuvo que ayudarme a recoger los regalos. Y me fui sin dar las gracias ni saludar ¡Qué vergüenza...!
Y el día de mi boda, que hacía tanto frío en la iglesia, que al bajar del altar y mientras ibamos de camino a la puerta entre besos y saludos ( yo tiritando) una de mis cuñadas me trajo un café con leche y allí mismo, en medio de todo el jaleo, me lo bebí; con absoluta falta de etiqueta, pero sin el menor remordimiento. Y cuando nació mi hermano pequeño, del que me separan quince años. Había estado acompañando a mi madre hasta el último momento antes de que me echaran y me quedé pegada a la puerta de la habitación de la clínica mientras daba a luz. No oía nada y me comía las uñas de impaciencia y de miedo; de repente, un llanto; un llanto de niño. Y tal como estaba, con la espalda apoyada en la pared, me dejé deslizar hasta el suelo y me puse a llorar a mares; de alegría y de alivio.
No sabía que se podían recordar tantas cosas por una gripe de nada. ¡Imaginaos si me da una pulmonía..! Porque os cuento solo una parte. Algunas cosas me las reservo porque no debo contarlas y otras porque no me parece justo machacar a los amigos.
¿Qué cómo me encuentro? ¡Mucho mejor, gracias...! Todavía me duelen hasta las pestañas y la cabra tiene que seguir pasándome los pañuelos, pero en un par de días más, espero estar dando guerra.
Dentro de un rato, voy a vuestras casas a ver que contáis, pero eso después de contestar a los comentarios del post anterior.
Os dejo una canción de esas que vienen bien siempre pero muy especialmente si uno está nostálgico, hay niebla espesa o ha estado viendo pasar toda su vida ante los ojos.
*
"Noches de Moscú" Una canción tradicional rusa. La traducción literal es "Atardeceres de Moscú" pero ¿a quién le importa la literalidad con estas voces? Orquesta y Coros del Ejército Ruso " 2.51 megas. Formato .wma
*

21 comentarios:

Anónimo dijo...

Querida Trenzas:

¡Que bonitos recuerdos! Esas son las cosas que tienen los catarros, además de dejarte tumbada(léase, casi inconsciente) en el sofá, le permite a la memoria dar saltos de acróbata...

Un abrazo cálido en este otoño nublado y lluvioso...Espero que te sientas mucho mejor pronto...cariños a la cabra que por lo que veo se ha portado fenomenal...

Mirka

Iruna dijo...

barbeta barbitxola,
boqueta de fesola,
nas nasset,
ullets de pardalet,
celletes de ruquet...
i a les pestanyes, molts besets!

Espero que estés mejor,
no sea que agotes tu memoria
(y encima dirán algunos que es por hacer ciertas cosas... jejeje)

Zifnab dijo...

Celebro tu mejoría pero en cualquier caso no te me acerques hasta pasar la cuarentena

Me gustan tus momentos. Más los buenos que los malos. Una niña callada delante de los reyes magos. Sugerente. Digno de un cuento

Se feliz

Trenzas dijo...

Mirka; hola preciosa. Encantada de leerte por estos pagos :)
Saltos de acróbata; si señora. A caballo de la fiebre y el duermevela. Recuerdo esas y otros millones de cosas cuando, en familia, salen conversaciones que nos remiten a un pasado común. Como todos nosotros. Pero algunas veces, sin saber como, algunas imágenes se presentan aisladas y con tanta fuerza, que es mejor dejarlas salir a la luz.
Una docena de besos y gracias por tu compañía, amiga.
*
Iruna; :DDD
Pues como que me encuentro mucho mejor después de leerte eso de "celletes de ruquet" :DDD
Reconozco que a veces se me olvidan algunas cosas (no entraré en las causas de tales olvidos) pero otras, son imposibles de olvidar :)
Voy lenta, pero segura, hacia la mejoría. Buenas vibraciones que hacen milagros.
Petonets; molts.
*
Zifnab; ¡Oído, cocina..! Pero creo que, con tus poderes de mago; bien podrías hacer,e el favor de acelerar la cuarentena y dejarla en decena. O menos.
Permiso para que escribas ese cuento. Mis recuerdos son tuyos. Los que dejo aquí; los otros, no.
:)
Un abrazo, mago

Anónimo dijo...

Miguitas said (o dice...)
¡Que te pongas buena ya..! ¿Y por qué no nos cuentas esas cosas en el trabajo? Ya no te salvas..!
¿Mañana o pasado? Llámame a casa, plissss...
Muacksssssss

Trenzas dijo...

Miguitas; ¡eso quisieras, cotilla..! :)
O hasta el día 1. Aún no sé. Ok, ok.
Besitos, preciosa.

MentesSueltas dijo...

Pasaba a dejar un abrazo, hace tiempo que no lo hacia y me llevo tu maravillosa hsotoria para leer.

Un cálido abrazo desde Buenos Aires.

MentesSueltas

SIDY dijo...

Trencitas buena señal, estas mejorando, y das señales de vida y sigues escribiendo asi que la gripe no logro derrotarte, mira quela cabra se portado como toda una buena amiga y compañera...cuantos recuerdos, wow, gracias por compartirlos.
Besos y ya mejora totalmente ok.

Amelie dijo...

Lo que cuentas es muy bonito, me hace retroceder mi también a otros momentos de mi vida. Es lo que tienen tus relatos; que nos tocan el corazón. La música como siempre, preciosa.
Un beso.

Trenzas dijo...

Mentes sueltas; yo sí que te debo visitas..! No me da tiempo para tantas cosas; disculpa, por favor.
Y muchas gracias por el abrazo y por llevarte mis historias. Al igual que a mí, necesitan que les de el aire :)
Abrazos, amigo
*
Sidy; no hay gripe que pueda conmigo y con la cabra a la vez :DD
Es que cuando no tienes mucho que hacer y empiezas a darle vueltas a la cabeza, ya se sabe lo que pasa; que añoras y recuerdas.
Un gran abrazo, preciosa
*
Amelie; me alegro de incitar a vuestros recuerdos. Quizá algunos no sean muy buenos, pero son nuestra vida también. Blanco y negro, alegría y dolor. Eso es la vida. La de todos.
Descárgate la música que te guste. Tenéis un enlace ahí al final para eso, si queréis conservarla.
Un beso grande, amiga

Luzbel Guerrero dijo...

Buenas noches mi querida Jamie Lee, lamento la pachuchez que la embarga; en cuanto me enteré que mi niña estaba malita bajé a las galerías para preguntar si había un médico,...nada, todo abogados, constructores, políticos etc, etc. Lo que encontré es un brujo (que según él estaba aquí por un error) y me dijo que un conjuro suyo había sanado a reyes, zares, emperadores y algún que otro fontanero. Decidí probar y me dió un sobre con las palabras que le leeré a continuación; estoy abriendo el sobre en este momento, y espero que no sea en arameo porque tengo un acento muy fuerte cuando lo hablo, dice así :
"Sana, sana, colita de rana, si no sana hoy, sanará mañana".
Me dijo que era infalible, pero que ayudaba a curar más rápidamente si se quedaba unos días en la camita, total la tiene a Ágata para las labores de la casa. Besos querida y confíe en la magia..., sino en qué.

cieloazzul dijo...

jajaja amiga me has llenado de sonrisas con éstos recuerdos febriles....
y es que si la fiebre es molesta, con mocos y lagrimeo peorrrrrrrrrrrrrr!!!!
mejórate pronto, toma miel con limón y bueno.... si puedes conseguirte un tequilita!! con eso pasa más prontito;)
besos de lejitos:D

El Mencey dijo...

Hola amiguita, espero que ya estes mejor y que la cabra no se te entuyara con mis piruletas de corazón...

Un beso a distancia (por eso de la gripe)

Oscar

Llanos dijo...

¿Sabes lo que pasa por andar por esos blogs de dios sin actualizar el antivirus?
At...at...at...¡chús!! Ays... Mi cabeza. Me duelen hasta las pestañsa. Ya me lo cobraré, amiga, ya...
Espero que al menos tú ya estés mejor ;)

Un beso, amiga,

Isabel Romana dijo...

Querida amiga, menos mal que has vuelto a la vida. Ahora, esas visiones que has tenido seguro que te han alegrado un poco, aunque hayan producido cierta nostalgia. Míralo así: ya es trabajo adelantado ¿no?. En cuanto a la canción, quiero recordar que Nino Bravo hizo una versión de esta canción, bellísima: "Noches de Moscú con su fría luz, se oye una canción entonar, es de un triste amor de un alma sin calor..." Besos y gracias por la canción.

Bettina Perroni dijo...

Ayyy cielo :S eso fue mas de una simple gripe que imagine... convalenciente y si te ha pasado todo eso por tu cabecita, ya imagino como te sentías :S

Suerte que estas mejor... y deseo que estés mucho mejor cada dia mas.

Te mando un abrazote sanador.
Besitos,

Mari dijo...

Tuve fiebre el d[ia de mi primera comunión (pulmonía para ser mas exacta). Y el día de mi boda tuve que tomarme dos Xanax con el Champan, of course, sin remordimientos...

Me necanta tu blog!!!!

Sahndrah dijo...

¿Oyes aplausos?...no son alucinaciones,es el resultado de otro estupendo post. Sé como te sientes...espero que tu malestar remita veloz cual tormenta de verano.

Trenzas dijo...

Luzbel; ¡pero, por Dios..! ¡uys, perdón! quise decir ¡por todos los diablos...! ¿cómo es que no hay nada más que un brujo y ningún médico..?
Asesórese conmigo sobre esta profesión y le indicaré unos cuantos que mejor estarían ahí que haciendo trastadas aquí.
De todas formas, la cura del brujo ha ido bien. Debe ser porque puse toda mi fe en las palabras mágicas. Entre las uyas y las de Iruna, probablemente, no me atacará la gripe hasta el año que viene :)
Besos y miles de gracias.
*
cieloazzul; ¿tequila..? ¡Dónde...!
:D
Mejor me quedo con la miel y el limón que luego digo tonterías y la cabra se pone de los nervios.
Claro que me curo, ya mismo, que estoy quedándome sin presupuesto para pañuelitos y gotas para los ojos :DDD
Un gran beso, preciosa.
*
el mencey; ¡vaya con las piruletas y la cabra..! A cada momento quiere ir a tu blog a por más :)
Ya estoy mucho mejor, gracias a vosotros, amigo.
Un beso grande, Oscar
*
llanos; ¿ves..? Ya sabía yo que tenía que haberme quedado quieta y no postear con el virus a cuestas.
¿Te mando a la cabra o tienes quien te alargue el café con leche..?
Cúrate preciosa, que los presidentes de lo que sea, no pueden faltar al curro...!
Un abrazo, llanitos, y un beso a distancia :)
*
isabel romana; ¡sí sí..! Una versión preciosa, con aquella voz tan magnífica que tenía Nino..!
Eso; gripe pasada, trabajo adelantado para el invierno :DDD
Muchas gracias a ti por tu versión maravillosa de Apuleyo. Me encanta ver como le vas dando forma.
Un beso, amiga
*
bettina; lo que dije; si cojo una pulmonía, seguro que recuerdo hasta la infancia de mis padres :DDD
Te cojo el abrazo sanador por si lelgan a fallar las fórmulas mágicas de Iruna y Luzberl.
Besos y abrazos para ti, preciosa
*
mari; ¡tú te has propuesto ganarme en todo..! :)
Bienvenida al blog, amiga. Y que bonito es todo eso cuando ya ha pasado sin mayores consecuencias. recordarlo con la tranquilidad que da la distancia.
Te debo coment. Fui a verte, pero con pocos animos.
Un abrazo, amiga
*
sahndrah; :) ¡Muchas gracias...!
Una de dos; o se va el malestar o me voy yo, que aún quedan por ahí molestias varias. ¡Ays...! (La verdad es que me quejo para que la cabra me traiga el café con leche de la tarde)
Saludos cariñosos

Avrilis dijo...

Puñeteras gripitas eh!, parece que por ahora me he salvado, y veo que tu no, jo... miremoslo por el lado "amable" si es que lo tiene, es que al menos no te pillara entre tanta fiesta navideña y se te ha adelantado, al menos no se va a interponer entre los polvorones y tu, por que cuando los comes con las narices taponadas es la mar de incomodo! jajaja

Me alegra que estes mucho mejor, y cuidatenos!!!

avy

Arare_ dijo...

¡Mala! ¿Por qué me haces llorar? (confieso que este post me ha emocionado)

celebro que sólo fuera una gripe, resfriado, constipado... en fin... eso. Lo celebro.

Y bueno, hala, a volver a la cotidianidad de la vida (que es lo que mola de verdad)

Un petó.