16 octubre 2006

Hojas amarillas y todo eso

Estamos entrando a galope tendido en la estación de la calma. O eso debería ser. Ya nos hemos vuelto a acostumbrar a las rutinas del trabajo, de los estudios, de las tardes en casa viendo llover o escuchando al viento aullar como un condenado entre las ramas de los árboles, mientras sacamos de los armarios la ropa de invierno y los edredones.
A mí me gusta el otoño. Aún no hemos cambiado el horario, así que cuando me levanto es noche cerrada, la calle es puro silencio y hay algo misterioso en la forma en que va levantando el día, despacito, entre la niebla que llega desde el mar.
En los bloques de enfrente las ventanas se van iluminando como con pereza y cuando se apagan las farolas, a las 7 en punto, parece que aumenta el silencio.
Y te dan ganas de volverte a la cama y seguir leyendo el libro que ayer noche quedó en lo más interesante porque se cerraban los ojos de cansancio. No se puede. El trabajo está esperando y hay que salir. Esta mañana llovía bastante; tanto como para ponerse las botas de agua y comprobar si son tan impermeables como decía el vendedor, metiéndose en todos los charcos.
Me lo he pasado genial chapoteando. Espero que no me haya visto ningún vecino o voy a perder la fama de persona seria. La poca que me queda.
Todo eso y leer. Leer mucho, sin distracciones de familiares aterrizando de improviso, sin interrupciones por fiestas de barrios, fuegos artificiales y cánticos de madrugada, cuando la juventud, en vacaciones, pasa por esta calle camino de las playas para acabar allí la fiesta.
Y encontrar lo nuevo en lo visto mil veces. Esa otra cara que tienen las cosas cuando hace tiempo que las miras sin verlas realmente.
Las tardes que estoy en casa, como hoy, en silencio, sin nada urgente que me reclame, sin que nada importante haya quedado por hacer, me reconcilio conmigo misma y, algunas veces, hasta me perdono los errores cometidos.
No sé cuanto durará, pero ahora mismo, estoy en paz.
*

22 comentarios:

Bettina Perroni dijo...

Si querida Trenzas... es el otoño... el momento de mudar, de reflexionar... sabes?... quizás y me anime escribir algo sobre el...

Oir el canto de la lluvia, respirar la humedad de la hierba y escuchar el crujido de las hojas secas... es el otoño... mis ánimos son otoñales... mis sueños son otoñales... hasta el color del carmín que hoy he elegido es otoñal.
Besitos amiga... a seguir leyendo :))

Luzbel Guerrero dijo...

Hola Jamie, me ha gustado mucho lo que ha escrito hoy; me encontré leyendo con cara de lelo su versión ibero-septentrional de "cantando en la lluvia".
Me alegra mucho también que esté viviendo un romance consigo misma, a mí también me ocurre en este momento y lo disfruto mucho.
Buena definición esa de "un Pessoa triste y genial", yo también le he visto la pata a la sota. Escanéelo entero Jamie Lee o me veré obligado a regalárselo(por favor, piense en mi familia, no me haga esto)

Zifnab dijo...

Y encontrar lo nuevo en lo visto mil veces

Hoy aún llueve más

Que lo disfrutes

Se feliz

liter-a-tres 3 dijo...

Me gurtó el post por sus connotaciones. Son matices que me dejan entrever algo más de ti.

El otoño también me aporta serenidad.

fractal-para-cual dijo...

"Y encontrar lo nuevo en lo visto mil veces..."

Qué placer!

Semilla dijo...

¡Que rico! Por fin un poco de paz! Espero que despues nos cuentes de tu lectura.
Gracias por ir a verme, tus visitas siempre son muy bienvenidas. Saludos a tu cabra.
TKM un abrazo ;D

Vert! dijo...

Enhorabuena por la transmision. Stop. Paz racibida. Stop. Otoño guay. Stop. Besos. cambio y corto.

Noria dijo...

que dure, que dure... y luego se marche, que es la única manera en que regrese renovada... :) A mí también me gusta el otoño, y el verano, la primavera y el invierno... me gusta que pase el tiempo, me gusta cuando el tiempo pasa más o menos como tiene que pasar y me lleva a mí con él en un remolino de hojas, de calor, de lluvia o de árboles en flor (lo que toque) hermoso, y paz...

besos grandessss

Pinceladas de mi dijo...

A mi también me gusta el otoño, aunque me suele entristecer un poco...
Lo de las botas de agua también lo hacía yo! :) me divierte un montón.
Pues me alegro mucho de que te encuentres en paz, a mi me gusta mucho la lluvia y me relaja... yo también me pregunto cuanto me durarán muchas veces mis momentos de paz :)
Un besote muy grande de 2 a 2 :)

Trenzas dijo...

bettina; ¡pues venga, que ya quiero leerlo..!
Eso sobre todo; tiempo de pararse a pensar con tranquilidad.
Parece que el aire viene con otro talante y que pide pensamiento, no acción :DD
Si no fuera por la manía de los jefes de no pagar si no acudes al trabajo, me quedaría en casita pensando y pensando en lo bien que se vive en otoño sin trabajar.
:)
Un gran beso, amiga
*
luzbel guerrero; me alegro de que le complaciera. ¿Puedo esperar que, dado el caso, sea clemente?
Piense que tal vez pueda escribir otro día algo que también le guste :)
Pienso en su familia con el respeto debido y ya estoy trabajando para no desnivelar su presupuesto.
En cuanto a lo del romance que vivo, pues no se me habría ocurrido aplicarle esa palabra, pero tiene mucha razón. Me siento plenamente satisfecha con él y, si nadie lo remedia (o lo estropea) tengo para rato.
Abrazos, amigo
*
zifnab; y aún sigue lloviendo :)
Después de tres días ya no es tan divertido, pero yo lo intento; lo de ser feliz.
Te deseo lo mismo, por lo menos.
Un abrazo, amigo
*
liter-a-tres 3; ¿tú sabes cuantos somos en realidad?
No sé si te pasa, pero a veces tengo la sensación de que no es posible que yo haya escrito lo que escribo. Por diferente a lo que estaba pensando o sintiendo cuando me puse a gastar el teclado.
Sospecho que somos un entramado de memorias que afloran en el momento menos pensado. Y sale lo que sale. Amén.
Pero también con cada frase o actitud, dejamos una parte de ese entramado al descubierto.
Abrazos y cariños
*
fractal para cual; ¡también te ha pasado...!
No hace mucho me encontré mirando una concha fósil que recogí una vez, casi en otra vida, y me puse a llorar como una tonta. Está en mi recibidor, la veo todos los días al llegar y al salir de casa desde hace mucho. En aquel momento fue como verla en un contexto nuevo que dolía de veras. Ya pasó, pero ahora la saludo cada mañana :D
Abrazos y cariños.
*
semilla; lo haré, siempre que sean aptas para todos los públicos :DDD
Y sí, hija; por fin un poco de paz después de tanto verano, calor y jaleos miles.
Mi cabra dice que también ella tqm para no ser menos que yo :D
Besos, preciosa
*
vert!
G olf
R omeo
A lfa
C harlie
I ndia
A lfa
S ierra
Dejo abierta la línea por si me falla el ala y tengo que enviarte un
... --- ...

:)
Una abraçada
*
noria; ya, ya te leí entusiasmada con las estaciones :DDD
El tiempo, ese escurridizo tipo, pasa demasiado deprisa, aunque a veces sea tan lento.
Es cierto que cada estación tiene un encanto particular pero, si puedes, dame otoños 10 meses al año.
Beso enorme, poeta
*
pinceladas de mi ; ¡no me digas que no se lo pasa uno de miedo saltando en los charcos!
Seguro que de niñas no nos dejaban hacer tal cosa y ahora salen los deseos reprimidos :DDD
Mi madre todavía me dice que tenga cuidado con los charcos :)
Besos, una pila para cada una.

Luzbel Guerrero dijo...

Hola nena querida (que es como Tony saluda a Jamie Lee), se le coló un vos en el mensaje, y el Becario Abel me dijo que en realidad quería decir tú. No se despiste que vuelvo al ataque con una reivindicación de dos mujeres olvidadas: Clara Campoamor y María Burgos. Besos para Ud.y Ágata

Luzbel Guerrero dijo...

¿Y de qué puse yo María, si se trata de Carmen de Burgos?, chi lo sa.

Sin Identidad dijo...

Oye, esa paz es estupenda, dure lo que dure. (Y me suena xD)
Lo que más me ha gustado ha sido leer eso de "me reconcilio conmigo misma y, algunas veces, hasta me perdono los errores cometidos.":D

Aunque eso de chapotear por los charcos, jajaja, te imagino con esta banda sonora y no puedo evitar una sonrisilla:p

Besos fuertes, fuertes.

SIDY dijo...

Querida Trenzas, como siempre es un pacler leer tu blog, pero en esta ocasion irradias tranquilidad, que perdure!!!! no se que tiene el Oto;o que provoca estas reacciones en algunos de nosotros verdad? como no dura mas en el año..
Un beso.

Luzbel Guerrero dijo...

Hola nena querida, dele mi enhorabuen a Ágata; José María Pou acaba de ganar el Premio Nacional de Teatro con una obra llamada: LA CABRA (su influencia, seguro, habrá sido decisiva) besos.

Trenzas dijo...

luzbel guerrero; no me he despistado, no :)
Hay que dar las gracias a los mortales e inmortales que se preocupan por la justicia histórica.
Hubo un tiempo en que todas las mujeres bautizadas, debían llevar el "María" por delante de cualquier otro patronímico. Ahora la cosa ha cambiado. Una ya puede ponerle a su hija Tamara del Rosario, por ejemplo, sin que nadie se rasgue las vestiduras. Aunque creo que en estos casos estaría justificado :DDD
Abrazos desde el Arca.
*
sin identidad; ya sé; me has visto con las botas, el impermeable, los brazos extendidos y los ojos cerrados, bailando el vals por toda la calle. Dándome de tortas con todos los árboles :DDD
Lo que más me cuesta en esta vida es perdonarme lo que hago mal.
Por eso digo "algunas veces". No siempre lo consigo, por muy en paz que esté.
Unos cuantos besazos enormes, preciosa.
*
sidy; ¡ah sí..! Me gustaría un otoño plácido y muy, muy largo...
Es difícil que no esté yo dando saltos, por nervios, exceso de trabajo, responsabilidades y otras historias varias.
Cuando se da el caso contrario, hay que celebrarlo ¿verdad?
Un gran beso, amiga
*
luzbel guerrero; ¿sí...? Vaya, pues mis felicitaciones para Pou.
Seguro que Ágata ha tenido algo que ver. Durante un tiempo ha mantenido una sospechosa correspondencia, de la que no he podido sonsacarle ni media palabra.
Le voy a dar la noticia a ver si respira y me entero de algo :)
Abrazos y agradecimientos.

Semilla dijo...

Hola! Pasé a saludar... Me alegro que tu cabra me tenga afecto. Yo no sé si ando medio lenta de neuronas o que, pero me cuesta un mundo seguir las conversas que tienes con luzbel guerrero, y parece que son re entretes... je je
La copuchentez, a veces, es más fuerte que la reservadez je je je je je :D

Daniela dijo...

holassssssssssss te pase a saludar
siento que la vida es bella.......... lo siento y lo vivo y eso se agradece al cielo
un abrazo
pd, mañana vuelo a Madrid, estoy con los nervios de punta!

Trenzas dijo...

semilla; :DDD
Entiendo que te sea difícil seguirnos la pista de los comentarios. Eso se debe a que algunas veces yo contesto a Luzbel aquí lo que él me comenta en su blog y él hace lo mismo. Es una conversación a "dos blogs y unas cuantas bandas"
Tú eres perfectamente inteligente y sensata. Somos nosotros dos los que no seguimos una pauta ordenada.
Cuando veas un comentario que quieras seguir, ve a su blog también :DDD
Muchos abrazos, querida amiga.
*
daniela; ¿ a Madrid mañana.?
¡Estupendo..! Dale un beso de mi parte a la ciudad en que nací y dile que cualquier año de estos que em sobre media hora, también iré a ver si la reconozco :DD
Y cuando vuelvas, cuéntamos como te trataron y si te gustó ¿vale?
Un gran beso y feliz viaje de ida y vuelta, cariño.

palabraserrantes dijo...

Y encontrar lo nuevo en lo visto mil veces. Esa otra cara que tienen las cosas cuando hace tiempo que las miras sin verlas realmente

Ésta sí que es una bella reflexión.................. (me la llevo para guardarla, me dejás?)

Besos soleados desde esta primavera porteña !!!!!!!!!!!

(Escribes hermoso te lo dije alguna vez? )

Trenzas dijo...

palabras errantes; lo mio es tuyo.
Llévate todo lo que quieras, menso a la cabra :DDD
Me lo dijiste, pero tú lo haces mucho mejor.
Tal como lo siento, lo digo, ea.
Besos y cariños, poeta

≈Gr¥§εL≈ dijo...

Mi trencitas preciosa.
Aunque muuuy tarde, vengo a leer este post, que me vuelve a la vida, despues de unas horas de fastidio, en ls que estaba incomoda, molesta, y queri envolverme en una enorme concha y llorar mi molestia.
Vengo y leo como describes al oto;o, esa paz, esa tranquilidad, y me llevas de la mano a perdonarme a mi misma.
Gracias preciosa|!