07 febrero 2008

Estrellas en el cielo

Hace mucho tiempo, cuando vivía en Madrilelandia, teníamos una terraza sin más techo que el cielo. Y todo el mundo sabe, o debería saber, que en esa ciudad de mi niñez, el cielo es precioso.
Pasaba mucho tiempo en la terraza. Si los refugios se construyeran al aire libre, ese hubiera sido el mío. Tres paredes, una barandilla, un suelo sobre el que jugar y un cielo abierto a cualquier sueño infantil.
De noche, las estrellas quedaban al alcance de la mano. Creía que, si me apresuraba a crecer, podría elegir cualquiera de ellas y quedármela en propiedad; la usaría de foco para mi teatro de muñecas o, tal vez, como lamparita de noche, si la abuela me daba permiso.
En febrero, lucían las que más me gustaban; tres estrellas en línea, tan bien colocaditas que no podías confundirlas con ningún otro grupo. Todas brillaban igual y tenían el mismo tamaño. Excelentes para mi cuadriculado pensamiento. Cuando pregunté, me dijeron: "Son las Tres Marías" ¡Oh, perfección...! ¡Hasta en el nombre eran igual de consecuentes...! Confieso que me quedé prendada de las Marías y que, hasta hoy, me dura el encandilamiento.
Nunca he sabido mucho de Astronomía; aprendí lo que todo el mundo aprende en el colegio, si no vas para científica. Es decir, casi nada. Luego, me interesó más y supe que mis Marías están en la Constelación de Orión y que, en realidad, sí tienen un nombre distinto cada una. Las bautizaron como Alnilam, Alnitak y Mintaka. Sigo prefiriendo el nombre con el que me las presentaron, mucho más poético y cercano.
Estas preciosas estrellas quedan a 1305 años luz de nosotros, así que ahora ya sé que ni subiéndome a la escalera de los bomberos habría podido cogerlas, pero ya no me importa. Están bien donde están para que un día cualquiera de invierno, como ayer, pueda recrearme en su contemplación; las tres juntas, brillando en el cielo. Tan cerca y tan lejos como la primera vez que las vi.
Otro romántico nombre que reciben es el de "Cinturón de Orión". Cada constelación tiene detrás una bonita historia mitológica y casi todas las estrellas destacadas, cumplen una función en esas historias.
La de Orión, os la cuento un día de éstos.

32 comentarios:

Lúzbel Guerrero dijo...

¡PLÍÑ! inaugurando en lo de Jamie Lee.
¿Sabe Jamie?, también eran mis prefes en el cielo austral, y ahora me entero de que tenían un nombre para cada una; también me gustaba el conjunto que formaba las "Llaves de San pedro", pero las tres Marías eran las reinas del cielo. Besos.

FRAC dijo...

Es como un regreso a casa: estrellas en la niñez, carros de fuego y sus significados.
El cielo se abre, a años luz, tan lejos, tan cerca.
Siempre.

Petó!

Luciernaga dijo...

Fascinante la historia de las Tres Marías. Y no hace mucho he visto en un cine con magníficos altavoces Blade Runner, no veas como sonaban los Carros de Fuego. Y al androide decir: "he visto naves en llamas más allá de Orión".

§ 555 § LuNaTiCo

Té la mà Maria - Reus dijo...

nosotros solo usabamos las estrellas para ligar a las chicas y no parabamos mucha atención en su nombre, solo el fin

besos

MaiI Imagine Photographers dijo...

Buaa! Es una de mis muchas asignaturas pendientes, ¿Junto otras mas pequeñitas que tiene al lado, no se parece una mariposa? A mi me encanta hacers vivacs en la montaña y poder contemplar las estrellas y el sonido de la naturaleza cada vez que me despierto, pero nunca he aprendido el nombre de las estrellas...bueno la estrella polar y las dos Osas.
Petons i abraçadas

Isabel Romana dijo...

"El gran cazador" era, si no estoy equivocada, otro nombre de Orión. Estoy deseando que nos cuentes su historia. La tuya ha sido francamente preciosa. Besos, querida amiga.

Robertö dijo...

Cuantos templos antiguos se construyeron mirando hacia Orión. Cuantos misterios y secretos que guarda el universo.

Recuerdo también, en el jardín inmenso que me presentaron a las Marías. Quizás al saberlas con nombre, personalidad propia, me generó una incertidumbre y algo parecido a miedo o nervios cada noche de juegos de verano que reparaba en observar su presencia, tan destacada entre las otras miles.

Pocos instantes de tan grande contemplación volví a tener en la vida como aquellos. Muy pocos.

Salud amiga.

Patricia dijo...

QAue linda historia...a veces hay que detenerse y ver las estrellas, nos iluminan a diario y muchas veces ni las tomamos en cuenta.

Un abrazo!!

cieloazzul dijo...

Ahhh pues a mi me dijeron que eran los tres reyes magos, y me la creí, y hasta ahora, a mis trrsrsrsaños, me la sigo creyendo, ahi los veo a los tres tan juntitos y tan pendientes de lo que hace la humanidad...
de cualquier manera las tres marias también me había gustado que fueran... o no sé...
será que las tres estrellas de mexicolandia son otras???
haggg preguntale a tu telescopio si?:)
besos trenzas mia...

MIB dijo...

Yo también recuerdo las tres marías como la primer constelación de la que tuve conciencia... Lo expresas de una manera tan bonita trenzas!
Yo extaño no ver estrellas... hace tiempo que no veo un cielo plagado de luces... quizá debería darme una vuelta por el campo....

Me alegra que estés de regreso de ningún sitio...

Besos y abrazos!!

Joseph Cartaphilus dijo...

Unos días pienso que somos demasiado soñadores

Otros días pienso que no

Dichosos sueños

yole dijo...

Bien sabes tú lo que se dice: "¡De Madrid al cielo!" Y el cielo eres tú.
Besos de tu peluquero de estrellas.

Anónimo dijo...

Hola tieta:
Quizás las estrellas no se puedan coger con una mano,pero cerrando los ojos sí podemos acariciarlas.Vienes???Dame la mano...
Petonets de tots.

SID dijo...

Que bonito Trenzas, apate eres toda una sabionda de las estrellas eh, yo la vdd me considero ignorante pero si soy fan de ellas, cuando hay oportunidad de voltear al cielo y que este llenisimo casi sin un ligero espacio sin ellas es hermoso y relajante.
Besos!!!

BETTINA PERRONI dijo...

Uuuy trenzitas... me sumo a esa adicción de mirar las estrellas... has mencionado las que mas me gusta apreciar (por aquello de la miopia jajaja)

Amo mi balcón, por esa sencilla razón. Un abrazo fuerte querida amiga :)

Isabel Romana dijo...

Aun estoy esperando al "Gran Cazador". Besitos, guapa.

Sherezada dijo...

Siempre me gustó mirar las estrellas, sobre todo cuando pequeña en el bosque.
Grandes y hermosos recuerdos... acabo de salir a mirarlas y apenas ssi se ven, es que hay luna llena; deberé esperar un par de horas hasta que el eclipse de luna las deje relucir como en los recuerdos.

besotes!!
Sherezada

yole dijo...

Anoche hubo eclipse total de luna....pero no importaba...
tu estrella lucía más acá de Orión.

Besos luminosos.

SID dijo...

donde andas amiga??

Lúzbel Guerrero dijo...

!PLÍÑ! y ahora un 20 Jamie Lee, no me negará que si Pío Nono tuvo el rostro de imponer la infalibilidad del Papa en el Concilio Vaticano I, tengo yo mi probada eficiencia en la de plinero.

Tony dijo...

Trenzas querida.
Todas las noches camino y levanto la mirada, ahora -por ti- tiene un nuevo significado mi cielo.
Pero tienes que saber... el hombro de Orión es Betelgeuse... ¡no lo nombres tres veces!
Finalmente; un abrazo cálido... por orioninesco.

La Pitonisa dijo...

A mi tb me gustaba subirme a la azotea de mi casa para mirar las estrellas...
Que bello momento de mi niñez me has hecho recordar amiga!
Un gran saludo y xfa pasa pronto a verme, tiene un buen que no vas por mi blog
Saludops1

Pinceladas de mi dijo...

hola trenzas!! siento mucho no pasarme ya por estos mundos pero es que me mudé, mi compañera de piso y yo no teníamos elmismo punto de vista de la vida..., y ahora donde vivo no tengo internet, así que solo me meto en internet para leer los correos, la media hora de internet de la cual dispongo cuando vengo a la biblioteca ... pero bueno, espero volver algún día por aquí y leerte con más calma

pila besiinos para ti y para la cabra :)

yole dijo...

¡Uffff...cuánto se te echa de menos!

Un beso.

Robertö dijo...

si

FRAC dijo...

Intuyo que "El mago de las estrellas" de Ben Okri es un libro ideal para ti.
Por allá andamos
.

Isabel Romana dijo...

Te echo much�simo de menos. Espero que est�s bien. Un abrazo.

Lúzbel Guerrero dijo...

Oiga Jamie, que no es por ser pesao, pero este ya me lo sé de memoria; ¿no tiene un cajón con escritos rechazados?; ¿listas de la compra arrugadas en un vaquero lavado?, no sé, algo.
Hoy me hubiera gustado tenerla conmigo, viendo las hermosas cúpulas que coronan Madrid; de hecho pienso mandarle algunas para alargarle los piños. ¡Ah ya!, el currísculun viste, de ese seguro tendrá copia ¿no?.

Trenzas dijo...

Luzbel: ¿Puedo imaginar que miraba las "Llaves de San Pedro" con una cierta nostalgia? ¿O, tal vez, con un pelín de envidia?
No debe ser agradable que sea otro, que ni siquiera era un ángel, quien tenga las llaves del cielo.
:)
Besos y multitud de gracias...!

-------------------

Frac: Ahí, a casa, física o emocionalmente, es a donde siempre estamos regresando. Y a veces, la casa de uno, está ubicada en lugares insospechados :)
Abraçades i petons, nena.

------------------

Luciérnaga: ¡Emocionante la frase...! "He visto naves en llamas más allá de Orión!
No la recordaba de la película. Voy a comprarla aunque sólo sea para escuchar la frase en su contexto, sin perderme una coma.
¡Gracias...!

--------------

Té la mà Maria: ¡Con lo formalitos que parecéis y usar las estrellas sólo para ligar...!
Ya no puede una fiarse de nadie...
:DDD
Montanya de petonets, amics.

----------------

Imagine Photographers: Cuando encontréis a alguien que no tenga MIL asignaturas pendientes, haced el favor de presentármelo :)
No sé si se parece a una mariposa; me fijaré más, pero bueno, tampoco es muy necesario porque en un próximo post voy a dejaros las fotos de Orión para que busquéis insectos vosotros mismos :)
En la montaña, la contemplación del cielo es una experiencia inolvidable.
Molts petonets per als tres...!

---------------------

Isabel Romana: Sí señora; el gran cazador de la mitología griega.
También tiene un gran significado entre los mitos egipcios y otras culturas antiguas del Asia Menor y de Africa. Las estrellas han alimentado la imaginación de los humanos desde que el mundo es mundo. O quizás desde antes :)
Un gran abrazo, mujer romana.

----------------

Roberto: A ti hay que agradecerte que seas tan consciente de lo que te rodea. Desde las hormigas a los guanacos y desde los niños hasta los viejos, tu mirada abre los ojos de otros.
Cuando a aquello que hemos visto muchas veces sin prestarle demasiada atención, se le pone un nombre, entra en otra dimensión de nuestro pensamiento. De repente, se hace realmente visible; tomamos conciencia de que está ahí no por casualidad; que tiene una historia; que esa historia comenzó, en muchas ocasiones, antes de que nosotros fuéramos ni siquiera un proyecto. Y eso asusta un poco :)
Y hasta es posible que se nos llene la cara de letras por el susto :)
Un gran abrazo, querido Roberto.

----------------

Patricia: Así es, en efecto. De tanto verlas, ni nos fijamos en su existencia. Tienes razón, desde luego; de vez en cuando, es saludable detenerse y contemplar.
Un gran abrazo, preciosa.

Trenzas dijo...

Cieloazzul: No sabía que también las llamaran los tres reyes magos :)
¿Sabes qué? Es posible que lo sean y lo de las Tres Marías sea solo un nombre para disimular su presencia y observar si merecemos algún regalito cuando llegue el momento de bajar a la tierra :)
Las estrellas de mexicolandia son las mismas que aquí, según mi telescopio. Lo que ya no tengo claro es si las vemos al mismo tiempo. Voy a tener que preguntarle a un telescopio que sepa más que el mío y asegurarme.
Tres abrazos tan grandes como tres estrellas, preciosa.

----------------

MIB: Son las estrellas más populares del Instituto, digo, del cielo, a juzgar por lo conocidas que nos son :)
El cielo quizá no sea el gran desconocido, después de todo.
También yo lo extraño. La contaminación lumínica de las ciudades nos fastidia el regocijo estelar. Aquí resulta bien difícil ver estrellas. Habría que apagar todas las luces y cerrar todas las industrias para ver un cielo en condiciones.
En fin, niña mía, paciencia y a esperar una escapada a las montañas.
Un gran beso, preciosa.

--------------

Joseph Carataphilus: Yo tampoco puedo decidirme entre dejar los pies quietos en el suelo o salir volando en pos de "algo", sea ello lo que fuere :)
¡Dichosos sueños, sí...!
Un abrazo soñador. O no; como prefieras.

-----------------

Yole: Así decimos los madrileños. Y lo completamos con la coletilla: "..y desde allí, un agujerito para verlo"
Muchas gracias por venir a echarme de menos tantas veces.
Eres el peluquero "más mejor" que conozco :)
Una docena de besos o los que hagan falta.

----------------

Anónimo sobrina: ¡Venga, vamos...!
:)
Cerrando los ojos, los caminos no tienen fin y nos llevan a cualquier parte que deseemos. Aunque, a veces, el cielo está tan cerca que lo que convendría hacer sería abrirlos más.
Molts petonets per a tots, carinyo.

-----------------

Sid: Esas noches maravillosas en que las estrellas se apiñan tanto que parecen empujarse unas a otras para poder lucir sin tapujos...
Pocas veces se logra una visión así de preciosa. Hermoso y relajante, ya lo dices :)
Un abrazo enorme, querida Sid.

----------------

Bettina Perroni: Estupenda adicción, amiga :DD
Yo no puedo ver mucho cielo desde mi balcón por aquello de demasiadas luces en las calles, pero sí que lo consigo desde algunos otros lugares. Suelo acabar con dolor de cuello porque no está bien visto que un adulto se tumbe en mitad de la calle para mirar a las Tres Marías :DD
Pero es un precio pequeño por contemplar tal maravilla.
Un abrazo grande, preciosa.

--------------

Sherezada: ¡Bienvenida de nuevo, guagua...!
Era de suponer que el cielo ejercería fascinación sobre una princesa de cuento como tú :)
En el cielo hay uan gran competencia por relucir. Y la luna es una egoista que nos e acostumbra a estar en segundo plano, aunque sea de evz en cuando.
Muchos besotes, otes, y luego voy a ver que nos cuentas, hija única y preferida :)
¡Y topetazo de la Cabra...!

-----------------

Tony: Amigo querido ¿dónde diablos te escondes....?
No puedo encontrarte ni en el cielo nocturno :(
Tendré cuidado con Betelgeuse, ¡cómo no..! Sé que gasta malas bromas :DD
Dime donde paras, aquí en la tierra Blogger, o que pasó con tus ganas de escribir ¿vale?
Un abrazo muy fuerte, querido Tony.

------------------

La Pitonisa: Tengo un buen de tiempo de no pasarme ni por mis blogs :DDD
Azoteas de la infancia...
Recuerdos bien bonitos, mirando estrellas, o montañas en el horizonte, o nubes algodonosas como tiernas ovejitas.
En fin..., ya sabes; luego empiezas con los novios y...
:)
Un abrazo grande, grande, guapa-

------------------

Pinceladas: ¿Necesitas unos millones de euros para comprarte un piso...?
:)
Nena, estoy contentísima de verte y siento que no pieda ser a tan menudo como quisiéramos. Paciencia :(
Lo importante es que estés bien. Internet llegará cuando deba llegar, como todo en la vida. Mientras, hazme el favor de cuidarte mucho, mucho.
Pila besinos, preciosa. Y para Mafalda, Tiger y Marta :DD

--------

Y para acabar...

Gracias por la referencia a Ben Okri.
Gracias a todos por echarme de menos y decirlo tantas veces.
Gracias por saberse de memoria el post.
Y miles de gracias por vuestra impagable compañía y solicitud.

Besos, abrazos y chocolate para todos.

Luciernaga dijo...

La frase de las "naves en llamas más allá de Orión" es superfamosa, por si te interesa yo hice en diciembre un póster de "homenaje" en Luciernaga. Sigue este link

http://escrina.blogspot.com/search?q=blade+runner

Un abrazo

§ 555 §

Trenzas dijo...

Luciérnaga: ¡Voy volando, más allá de Orión...!
:)
¡Gracias...!